Los ácidos grasos Omega 3 alfa - linolénico y Omega 6 ácido linoleico, son conocidos como ácidos grasos esenciales debido a que el cuerpo no puede producirlos por sí solo, de tal manera que los debe de obtener mediante el consumo de algunos alimentos, por ejemplo los pescados, tales como el atún y el salmón.

Al igual que los perros, la salud de un gato sólo se beneficia si recibe el equilibrio adecuado de grasas, proteínas e hidratos de carbono. Los ácidos grasos omega-3 y 6 se consideran los componentes básicos de una buena nutrición.

Cada uno de estos ácidos grasos desempeña funciones y trabajos diferentes, pero ninguno de ellos puede funcionar de forma óptima sin el otro. Cuando uno de ellos escasea en el organismo de tu minino, compromete su sistema inmune y pone en riesgo su salud.

¿De dónde obtienen los mininos el Omega-3?

Principalmente de fuentes marinas como las algas y ciertos pescados, como el atún o el salmón. Asimismo, aceites como el de linaza, el aceite de canola, de soja y el aceite de nuez proporcionan omega-3 en sus distintas formas, estos ingredientes se adicionan en las formulaciones de los alimentos balanceados para gatos junto con las “harinas de pescado”, las cuales son derivadas de los pescados antes mencionados, y proporcionan altas cantidades de ácidos grasos. También puedes hablar con un Médico Veterinario sobre la mejor opción para tu amigo.

Beneficios de los ácidos grasos esenciales en los mininos

Piel saludable:

Tienen propiedades antiinflamatorias, convirtiéndose en una excelente opción para los mininos que padecen alergias. Reduce los síntomas relacionados como el picor y la inflamación en la piel irritada.

Pelaje brillante:

Mejoran la salud de los folículos pilosos, lo que favorece que los mininos tengan un pelaje más sano, brillante y con menos caída. Además de reducir la resequedad y la caspa. Un pelaje sedoso es uno de los principales beneficios visibles y fáciles de apreciar

Estímulo para el sistema inmunitario:

Los ácidos grasos Omega-3 también pueden ayudar a que el sistema inmunitario de tu minino funcione de forma óptima, al estar fortalecido, tu felino amigo puede combatir mejor los resfriados y virus menores, e incluso prevenir problemas de salud más graves a medida que envejece. Además, las gatas que están embarazadas o lactantes, al recibir Omega-3 pueden ayudar a mejorar el desarrollo de la función cognitiva y de la retina en sus gatitos. Esto puede ofrecer beneficios para la salud ocular durante toda su vida.

Salud de las articulaciones:

El consumo de Omega 3 disminuye la inflamación y dolor en las articulaciones, lo que puede ser un problema para los gatos mayores que padecen artritis. Al igual que las personas, los mininos también pueden sufrir problemas y dolores articulares, especialmente cuando está relacionado con la degeneración por la edad. Los ácidos grasos Omega-3 pueden ayudar a mejorar la amplitud de movimiento de tu minino, así como a aumentar su energía. Todo ello se debe a los potentes efectos antiinflamatorios que proporcionan.

Recuerda que los mininos tienen necesidades diferentes a los humanos. Los felinos necesitan diferentes dosis y formas de Omega- 3 y Omega- 6. Asegúrate que el alimento balanceado o suplemento que le des a tu mascota, están especialmente formulados para su uso en felinos. Es un buen hábito de dueños responsables, primero hablar con tu médico veterinario antes de agregar nuevos alimentos o hacer modificaciones a la dieta de tu minino.

Una dieta equilibrada, (incluyendo ácidos grasos esenciales) ayudará a mantener a tu minino sano, ágil y con un aspecto bello durante toda su vida.

Aprovecha para consentirlo con la nueva edición de Minino Plus® línea gourmet sabor Carnita de Atún, alimento enriquecido con todos los nutrientes esenciales que necesita tu minino para su desarrollo y formulado con el exclusivo sistema de beneficios VITAL 5®, el cual combina ingredientes de la más alta calidad para contribuir a una piel saludable, fortalecer el corazón, cuidar la salud intestinal, las vías urinarias y tener unos ojos brillantes.

Redactor: Aldo Pineda, del blog Pet Post.